Newsroom

Monitoreo, evaluación y aprendizaje para el impacto

October 8, 2020

Monitoreo, evaluación y aprendizaje para el impacto

“El Marco de Monitoreo, Evaluación y Aprendizaje de C/Can ancla su compromiso con un enfoque basado en la evidencia. La toma de decisiones y las intervenciones se basan en pruebas precisas y fiables y siempre están dirigidas a lograr resultados”. Jade Chakowa, Gerente Senior, Monitoreo, Evaluación y Aprendizaje, City Cancer Challenge 

El Monitoreo (Monitoring), Evaluación (Evaluation) y Aprendizaje (Learning) (MEL) es un proceso de evaluación sistemática de los progresos realizados, en la consecución de cambios a corto y largo plazo. En el contexto del City Cancer Challenge (C/Can), MEL es una herramienta poderosa para el cambio, tanto a nivel de la ciudad, como a nivel global. Proporciona un marco para recopilar datos y lecciones aprendidas, que ofrecen valiosas perspectivas sobre lo que funciona bien. Podría adaptarse y ampliarse a otras ciudades, y aplicarse sobre los ajustes necesarios para impulsar mejoras en el acceso a una atención de calidad del cáncer en las ciudades.  

 ¿Cómo se mide el éxito? 

El primer paso para definir cómo C/Can mide el éxito ha sido desarrollar una Teoría del Cambio, describiendo qué cambios pretendemos conseguir a corto, medio y largo plazo, y cómo. 

1. A corto plazo, durante el compromiso inicial de 2 años de C/Can en una ciudad esperamos ver a dicha ciudad progresar a través de todo el City Engagement Process (proceso de compromiso de la ciudad). Con el objetivo de dar seguimiento al logro de los objetivos marcados como clave y los resultados, usamos un conjunto de indicadores comunes, como la creación de un plan de actividades de cada ciudad, así como la calidad del compromiso a lo largo del proceso. Por ejemplo, utilizamos indicadores sobre el número de profesionales de la salud, organizaciones de la sociedad civil y pacientes que participan en el diagnóstico de las necesidades de la ciudad como medida del nivel de compromiso multisectorial.

2. A medio plazo, las ciudades avanzan en el desarrollo de soluciones locales, identificadas a través del proceso de compromiso de las ciudades C/Can. Estas soluciones, como la creación de guías estandarizadas, programas de control de calidad o la formación de profesionales sanitarios, son contribuciones importantes al fortalecimiento del sistema de salud para la atención del cáncer. Trabajamos con un grupo de expertos técnicos en cada ciudad para desarrollar métricas adaptadas para medir el desarrollo y la implementación de estas soluciones.

3. A largo plazo, nuestra ambición es medir el impacto de las soluciones de la ciudad en el acceso a una atención oncológica de calidad y, en última instancia, cómo esto contribuye a mejorar los resultados de los pacientes. Utilizaremos una combinación de técnicas cualitativas y cuantitativas, incluyendo la comparación de los sellos distintivos de la atención oncológica de calidad, como la estandarización de la atención, la disponibilidad de trabajadores sanitarios clave y la navegación efectiva del paciente, antes y después de que se implementen las soluciones. Estamos definiendo un enfoque para determinar el impacto potencial y real en la mejora de los resultados de los pacientes, utilizando los datos disponibles y consultando con los actores locales, colaboradores y expertos en los campos de la información en salud, la evaluación del impacto y el análisis de los datos, entre otros.,

4. El Efecto Multiplicador de la Ciudad también presenta una oportunidad única para que C/Can vaya más allá del seguimiento de sus actividades directas para observar cómo las ciudades aprovechan el apoyo catalítico de C/Can, para generar valor en el fortalecimiento del sistema de salud, para la atención del cáncer.  En Asunción (Paraguay), por ejemplo, la capacidad de C/Can de convocar a los principales encargados de adoptar decisiones, en todas las disciplinas y sectores, fue decisiva para la aprobación de una ley nacional sobre el cáncer. 

El enfoque de C/Can para el MEL: ágil, colaborativo y basado en datos

El marco de monitoreo, evaluación y aprendizaje de C/Can se revisa y actualiza regularmente para integrar las enseñanzas clave de las primeras ciudades, y está estrechamente alineado con los principios que rigen C/Can:

Soluciones diseñadas por y para las personas afectadas por el cáncer 

Sería justo asegurar que los pacientes están siempre en el centro de las actividades de C/Can. Esto significa que medimos cómo los pacientes perciben la calidad y el acceso a los servicios de atención del cáncer para poder determinar si los cambios observados, en las instituciones de salud individuales y en los niveles del sistema de salud, se traducen en mejoras en la experiencia vivida por los pacientes. A través de encuestas periódicas a los pacientes y de la inclusión de las organizaciones de la sociedad civil local, sobre el desarrollo y la puesta en marcha de los procesos de recopilación de datos, el marco  MEL  de C/Can nos permite evaluar regularmente el grado en el que las actividades están apoyando el objetivo final, de mejorar los resultados de los pacientes. 

Las ciudades impulsan el cambio 

Las brechas en la atención del cáncer y las soluciones que se marcan como prioritarias son diferentes en cada ciudad. 

“Si bien hay puntos en común entre las ciudades, es importante reconocer que las necesidades a corto y largo plazo que abordamos son tan diversas como las ciudades con las que trabajamos, y están en constante evolución. Nuestra métrica para el éxito debe ajustarse a esa diversidad y fluidez, además de utilizarse para comparar resultados en toda la organización cada año”. Rebecca Morton Doherty, Jefe, Política e Impacto Global, City Cancer Challenge

Sin embargo, las mediciones personalizadas no pueden hacerse a expensas de tener requisitos de recolección de información engorrosos y poco realistas. Para que nuestro marco  MEL sea práctico y sostenible, trabajamos con expertos técnicos en cada ciudad para identificar los  datos más críticos necesarios para medir los resultados. Nos centramos en la recolección de estos datos a través de métodos  fáciles de usar, como las encuestas, aprovechando las fuentes de datos existentes para reducir la duplicación y haciendo informes más amplios siempre que sea posible. 

El poder está en las alianzas de colaboración

Sabemos que los cambios duraderos no ocurren de la noche a la mañana. Necesitamos poder monitorear y evaluar los resultados más allá de los 2 años iniciales del apoyo directo de C/Can a una ciudad. Por eso, un componente clave del marco de MEL es trabajar mano a mano con nuestros socios de sostenibilidad en cada ciudad, como ProPacifico, en Cali, Colombia, para continuar midiendo el progreso y el impacto, no sólo en función de métricas definidas, sino también mediante la recopilación de estudios de casos e historias de cambios significativos. Trabajaremos con nuestro socio ProPacifico para reunir historias de impacto y para refinar en colaboración las métricas para medir los cambios a medio y largo plazo en Cali.

La toma de decisiones basada en la evidencia

Las ciudades, las partes interesadas y los colaboradores de C/Can necesitan datos sólidos que sean lo suficientemente oportunos y precisos, como para tomar decisiones sobre la mejor manera de diseñar e implementar soluciones que beneficien a las personas afectadas por el cáncer, maximizando el impacto de sus esfuerzos. Como organización que se basa en los datos que recoge para su funcionamiento, C/Can reconoce la importancia de contar con datos de la más alta calidad en los que basar sus decisiones. Esto significa contar con procesos, definiciones y sistemas de validación para asegurar que la calidad de los datos se integre en nuestro trabajo diario. A finales de este año, C/Can desplegará un nuevo “Marco de Uso de Datos Responsable” (“Responsible Data Framework”)  que incluye políticas, procesos y orientación, para el personal de C/Can y las partes interesadas en torno a la gobernanza, la privacidad y la calidad de los datos.

Paralelamente, y a medida que C/Can se va ampliando a nuevas ciudades y nuestras intervenciones maduran, estamos ampliando y sistematizando nuestras capacidades de recopilación de datos. Esto incluye el desarrollo de una plataforma de recogida de datos personalizada, para facilitar la captura de información de referencia, de las instituciones sanitarias, las autoridades sanitarias de la ciudad y de los pacientes. La plataforma está ayudando a garantizar la calidad de los datos recogidos mediante la gestión del acceso de los usuarios, la identificación de los datos que faltan, la validación de los mismos y el apoyo a la privacidad. 

¿Cuál es el siguiente paso en el marco de seguimiento, evaluación y aprendizaje de C/Can?

Sabemos que no basta simplemente con entregar resultados; es fundamental que mostremos pruebas de esos resultados y las comuniquemos a las diferentes partes interesadas de tal manera que sean fáciles de utilizar. En 2020/21 centraremos nuestros esfuerzos en seguir equipando a nuestros campeones de las ciudades con los datos y las historias que necesitan, desde vídeos, blogs, tableros e infografías hasta estudios de casos.  

Una nueva versión del marco de MEL de C/Can se pondrá en marcha en octubre de 2020 y esperamos compartir más sobre los logros y resultados pronto.  Mientras tanto, pueden conocer más sobre nuestros progresos y logros en 2019, en nuestro Informe Anual. 

 

Quédese con nosotros para la próxima edición de Inside Story en la que exploraremos el enfoque de C/Can sobre la sostenibilidad, y sobre cómo estamos trabajando con los socios locales de sostenibilidad para garantizar mejoras duraderas en el acceso a una atención oncológica de calidad en las ciudades.